Economía

La Navidad convierte a las empresas en ONGs

¿Quién dijo que en las empresas todo es ganar dinero, y ganar más dinero? Existe una época del año en la que los hombres de negocios olvidan la cuenta de resultados y dedican parte de sus enormes beneficios a hacer algo por los demás. Alguno podrá pensar que el paso de empresario a Papa Noel es sólo de una campaña de marketing, cuyo único objetivo es mejorar la imagen de la compañía en la sociedad. Y quizá tenga razón. Pero visto los resultados que se obtienen a veces ¿a quién le importa lo que consiga la empresa siempre que se ayude a alguien que lo necesite?

Alguna de las iniciativas navideñas de solidaridad más curiosas tienen su origen en grandes empresas, otras en cambio a pymes. Entre las grandes es imposible no destacar la iniciativa de la cárnica murciana ElPozo. Coincidiendo con la llegada de la Navidad, la empresa presidida por Tomás Fuertes ha decidido regalar a sus amigos tres sobres de alimentos terapéutico que UNICEF enviará en nombre de cada uno de ellos, mediante el Regalo Azul de la ONG, a más de 6.000 niños y niñas con malnutrición severa en países en desarrollo, lo que permitirá que los pequeños se alimenten durante algo más de un mes cada uno. Una loable iniciativa que tiene mayor mérito al ser la primera vez que una compañía de alimentación adopta una iniciativa de este tipo.

El Grupo Hospital de Madrid también ha querido que esta Navidad sea diferente y solidaria escogiendo el mismo método de ElPozo. Así la sanitaria ha enviado a sus clientes el Regalo Azul de UNICEF para que en nombre de cada uno de ellos se envíen 20 dosis de vacunas contra la polio que se distribuirá entre los más necesitados. Tampoco se ha olvidado de estos momentos solidarios la Fundación Barraquer vendiendo postales solidarias con las que ayudar a resolver los problemas de visión de los más necesitados.

ING también se ha apuntado al carro de la solidaridad con otra campaña de lo más curiosa. Se trata tan sólo de visionar un vídeo en esta página web (http://www.youtube.com/uneuroveinte). Sólo con esa sencilla acción, cada cliente del banco holandés donaba 1,20 euros, también a UNICEF. La campaña ha sido un éxito. ING Direct ha logrado recaudar con esta campaña solidaria 230.000 euros que servirán para financiar escuelas infantiles en Brasil, India, Etiopía y Zambia.
Los clientes de ING Direct han aportado 180.000 euros, que unidos, a los 50.000 euros que cedía ING Direct, dan lugar a los 230.000 euros finales en que ha resultado la iniciativa. En total han participado más de 125.000 clientes a través de Internet y Facebook.

¿Se imaginan que este tipo de iniciativas se repitieran a lo largo del año? Ojalá cunda el ejemplo y 2011 esté repleto de actos solidarios durante todo el año. ¡Feliz Navidad!