Economía

El Rey encabezará otros tres grandes viajes con empresarios en 2013

El Rey sigue ingresado para guardar reposo mientras se recupera de la operación de cadera a la que se sometió hace hoy una semana. Pero su agenda no está parada. Al contrario. El Monarca tiene previsto encabezar otros tres grandes viajes con empresarios españoles a países emergentes a lo largo de 2013, según confirman fuentes de la Casa Real. El primero de ellos será “a un país africano” que en Zarzuela prefieren no concretar hasta que cierren de forma definitiva la agenda. Sin embargo, todo apunta a que el destino podría ser Sudáfrica, ya que la Casa Real y el Ministerio de Exteriores están centrando todos sus esfuerzos en que las empresas españolas entren o incrementen su presencia en los BRIC (el grupo de países integrado por Brasil, Rusia, India y China) y al que, últimamente, se incorpora la S de Sudáfrica.

Precisamente, China será la segunda gran parada en esa agenda internacional y, sin duda, el gran reto para las relaciones comerciales en 2013. Además, con China, el Monarca cerraría el círculo de los BRIC teniendo en cuenta que, desde junio (apenas 50 días después del accidente de Botsuana que le llevó a pasar por el quirófano) ha viajado a Brasil (con parada también en Chile), a Rusia (en julio) y a la India (en octubre). En total, ha recorrido 66.000 kilómetros en la segunda mitad del año, o lo que es lo mismo ha dado más de una vuelta y media al mundo. Para 2013, la Casa Real también estaría cerrando un tercer destino de peso económico, pero esta expedición no tendría que celebrarse necesariamente en el primer semestre del año, como sí ocurrirá con las otras dos grandes delegaciones empresariales.

Zarzuela confirmará esta agenda una vez que el Monarca retome sus actividades oficiales, lo que en un principio está previsto que ocurra el próximo 6 día de enero, coincidiendo con el desfile de la Pascua Militar y sólo un día después de que Don Juan Carlos cumpla 75 años (jornada para la que no hay programada ninguna celebración oficial).

Pero, además, el Rey tiene otros viajes en agenda a los que acudirá en solitario. El primero de ellos será Francia, viaje que pospuso por la operación de cadera y en el que está previsto que se reúna con el presidente galo, François Hollande, para hacer frente común ante la política de austeridad de la canciller alemana, Angela Merkel. También tiene comprometido acudir a Estados Unidos a lo largo del año para participar en el 500 aniversario del descubrimiento de la Florida. En Zarzuela reconocen que tiene intención de reunirse en el transcurso de su viaje con el presidente de EEUU, Barack Obama, siempre que las agendas cuadren y ya lo haya hecho el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, para no restarle protagonismo.

El hecho de que, a pesar de sus problemas de salud, el Rey haya intesificado su agenda interna y, sobre todo, internacional responde a la reinvención del Monarca en su año más crítico, salpicado por el caso Urdangarin y por el citado accidente de Botsuana, según hemos analizado en el número de la Revista Capital de diciembre. Don Juan Carlos se ha reivindicado en la segunda mitad de 2012 a través de este nuevo formato de viajes -denominados viajes de trabajo- como el mejor embajador de España en el exterior. Quiere dejar claro que sigue siendo necesario para el país y más en un momento de crisis. Y los empresarios sólo tienen buenas palabras para un Jefe del Estado del que defienden es su mejor aval fuera de nuestras fronteras.